Cómo conseguir Google Cloud gratis

Si no estamos seguros de si deberíamos contratar los servicios de computación en la nube de Google Cloud para nuestra empresa, Google nos ofrece la posibilidad de hacer una prueba gratuita. De esta manera, puedes experimentar y probar todas las opciones sin tener que gastar un céntimo.

Dos niveles de prueba gratuita

  • Una prueba gratuita de 3 meses con un crédito de 300 dólares, que puedes gastar en cualquier servicio de Google Cloud.
  • Acceso limitado gratuito a recursos comunes de Google Cloud.

Prueba gratuita de 3 meses

Para poder acceder a la prueba gratuita hay que cumplir algunos requisitos, que son:

  • No haber usado con anterioridad el periodo de prueba.
  • No haber sido cliente de pago de Google Cloud.
  • No haber sido cliente de pago de Google Maps Platform o Firebase.
  • Has habilitado la facturación de tu cuenta.
  • No estás configurando una cuenta de empresa junto a un representante de ventas.

Si se cumplen todos estos requisitos, para iniciar la prueba gratuita tan sólo necesitaremos nuestra cuenta de Gmail y nuestra tarjeta bancaria.

En primer lugar iniciaremos sesión en Google e iremos a la página principal de Google Cloud, donde aparece la opción de “Empezar gratis” a la que tendremos que hacer clic. A continuación debemos elegir nuestro país y aceptar los términos y condiciones.

Cuando le demos a “Aceptar y continuar” no pedirá el tipo de cuenta que somos (particular o empresa), nuestra información fiscal (DNI o CIF, dependiendo de si hemos elegido particular o empresa, respectivamente) y nuestro nombre y dirección.

También tendremos que añadir nuestro número de teléfono y los datos bancarios. Aunque tengamos que proporcionar esto último, no nos cobrarán nada hasta que se acabe la prueba y decidiésemos continuar y aceptar la facturación.

Una vez añadido todos los datos ya podremos iniciar nuestra prueba gratuita, que durará hasta que hayan transcurrido los tres meses o cuando se acabe el crédito de 300 dólares.

Aunque con la prueba gratuita puedes acceder a todos los servicios que ofrece Google Cloud también existen algunas restricciones:

  • No puede haber más de ocho núcleos ejecutándose al mismo tiempo.
  • No puedes añadir GPUs a tus instancias de máquina virtual.
  • No puedes solicitar un aumento de la cuota.
  • No puedes crear instancias de máquina virtual a partir de imágenes de Windows Server.

Una vez haya terminado el periodo gratuito puedes cambiar a una cuenta de pago. Tan sólo habrá que activar esta opción en la consola de Google Cloud. También puedes cambiarte antes de que se acabe la prueba gratuita y el crédito restante pasará a tu cuenta de pago.

Siempre gratis

La otra opción es la que ofrece acceso limitado y gratuito a algunos de los servicios de Google Cloud. Al igual que con la prueba gratuita hay algunos requisitos:

  • Tener una cuenta de Google Cloud en buen estado.
  • No tener un contrato personalizado con Google.
  • Tener una cuenta de facturación activa.

Para poder acceder a los recursos gratuitos no hay que hacer nada, puedes usar el servicio directamente.

La cobertura del programa Siempre gratis variará dependiendo del producto. Además, no todos los servicios tienen disponible esta opción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir arriba

500 Gigas

Para toda la vida

pCloud Premium

Por solo

175€